Mar del Plata 2015 – Cemetery of Splendour

 

Mar del Plata 2015 - Cemetery of Splendour - c i n e m a r a m aCemetery of Splendour (Rak ti Khon Kaen- Tailandia, Gran Bretaña, Francia, Alemania, Malasia – 2015)

Dirección: Apichatpong Weerasethakul
Guion: Apichatpong Weerasethakul
Intérpretes: Jenjira Pongpas Widner, Banlop Lomnoi, Jarinpattra Rueangram.

por Aníbal Perotti

Simplemente mágico. Una excavadora remueve la tierra en una insularidad sin orillas discernibles. Un grupo de soldados duerme todo el tiempo dentro de un hospital improvisado en una escuela abandonada. Una señora mayor se ofrece como voluntaria para atender a uno de ellos. Una joven vidente, que quizás sea también una espía, puede visitar los sueños y las vidas pasadas de los bellos durmientes. Apichatpong Weerasethakul, el más singular de los grandes cineastas contemporáneos, hace coexistir de manera natural el presente y el pasado, la historia y la política, la realidad y los mitos, el sueño y la vigilia, lo trivial y lo místico, con una película de una belleza difícil de explicar, que conjuga de un modo sublime su audacia soberana y su inquebrantable dulzura.

Cada plano está cargado de misterio y erotismo: desde la cautivante historia de amor balsámico entre el joven soldado y la señora que lo cuida, con sus paseos, sus charlas embriagadoras y la irresistible sensualidad de los masajes; hasta las placenteras caminatas de las dos mujeres en medio de los esplendores ocultos del bosque. La película se reinventa en cada escena. Entre las magníficas vistas del gran dormitorio, la vegetación exterior y el merodeo de los espíritus, surgen travellings clarividentes, planos alucinantes, como el de la enorme célula que se mueve por el cielo, o empalmes insólitos como el fundido entre las escaleras mecánicas a la salida del cine y los ventiladores de la sala donde duermen los soldados. Conexiones insondables entre viejas creencias, sensaciones primarias, refugios de mundos invisibles, mitos olvidados y diosas de carne y hueso que nos cuentan las guerras eternas que los antiguos reyes libran sin descanso.

Por las noches, cada paciente es iluminado por un tubo de neón que va cambiando de color. El pabellón se convierte en un espacio maravilloso, mezcla de instalación de arte contemporáneo y nave espacial. La noche, el silencio, el sueño y la fluorescencia. La gran habitación es el lugar donde se originan las imágenes y los fantasmas: la sala de cine. Los hombres semidormidos en la penumbra, con el cuerpo inerte y el cerebro en pleno funcionamiento, son nuestro reflejo. La terapia cromática nos alcanza. El color, la forma y el ritmo fluyen en mágica armonía. Un susurro sensual perdura cuando salimos del cine. El tiempo pasa y las imágenes inolvidables se siguen proyectando.

Mar del Plata 2015 - Cemetery of Splendour - c i n e m a r a m a

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s